IV Semana Europea de Sensibilización sobre el TDAH

Durante estos días, celebramos en España la IV Semana Europea de Sensibilización sobre el TDAH. Sí, en España, porque el evento a nivel europeo como tal tuvo lugar entre el 18 y el 25 de septiembre. En cualquier caso, también durante octubre, se están realizando acciones de sensibilización en diversos países europeos.

¿Qué es el TDAH? Estas siglas corresponden a “Trastorno por déficit de atención con/sin hiperactividad”. Se trata de un problema neurológico que dificulta la concentración y el control de impulsos. Para concentrarnos, necesitamos activar determinadas partes del cerebro; si esta activación no funciona adecuadamente, nos distraemos con mucha facilidad. En cuanto al control de impulsos, se refiere al pensamiento de “no, mejor no” que tenemos inmediatamente después de que se nos ocurra decir o hacer algo inadecuado. Si existe TDAH, este pensamiento no llega lo suficientemente rápido. En muchos casos, ello se manifiesta en una actividad motora excesiva (de ahí la alusión a la hiperactividad).

¿Por qué se nos proponen estas jornadas de sensibilización a nivel europeo? En primer lugar, porque se calcula que afecta a un 5% de la población escolar. Hay menos datos sobre la población adulta, pero se sospecha que, en muchos casos, este trastorno no ha sido diagnosticado.

En segundo lugar, y en relación con esto, el TDAH es una dificultad “invisible”. Resulta que los niños diagnosticados pueden hacer las cosas muy bien “cuando quieren”. Claro, todos nos concentramos mejor cuando algo nos gusta, tengamos o no este trastorno.

La tercera razón es que, con una atención adecuada, estas personas pueden alcanzar grandes metas desde el punto de vista tanto académico como profesional. ¿Cuál es esta atención adecuada? Depende de cada caso, por lo que es esencial la investigación y la comunicación entre profesionales, superando fronteras.

La falta de respuesta a las necesidades de los niños y jóvenes con TDAH puede derivar en problemas de aprendizaje, dificultades sociales e, incluso, en fracaso escolar y el consiguiente riesgo de exclusión social. Es un aspecto a tener en cuenta, por tanto, en las iniciativas europeas de educación formal y no formal. Recordemos que se trata de uno de cada veinte de nuestros ciudadanos del futuro.

Si queréis más información, podéis consultar la web de la asociación europea de este trastorno: http://www.adhdeurope.eu/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.